Toda una historia

En Leica, no solamente fabricamos cámaras, creamos valores eternos que marcan estándares. ¿El secreto de nuestro éxito? Una ingeniería ingeniosa y una artesanía formidable. ¿El resultado? Productos clásicos atemporales. Innovaciones sorprendentes. Obras maestras técnicas. Conoce cómo comenzó la historia de éxito de Leica y como continúa hoy en día. 

Archive

 

2009

Un pequeño milagro

La X1 es la primera cámara compacta digital de Leica. Fabricada en Alemania.

El formato APS-C del sensor CMOS de esta cámara compacta tiene el mismo tamaño que los sensores de muchas cámaras réflex de objetivo único de alta gama, y cuyo tamaño es mucho mayor. A pesar de la alta resolución de 12,2 megapíxeles, los píxeles individuales del sensor siguen siendo muy grandes y no recogen demasiada luz. Esto garantiza imágenes con menor ruido, un rango dinámico alto y diferencias de color muy precisas. La Leica X1 incluía un objetivo de alta gama Elmarit 24 mm f/2.8 ASPH. y no tenía que temer a las comparaciones con otras cámaras.

 

2008

De profesionales para profesionales

Se lanza la cámara profesional Leica S2 de formato medio

La cámara réflex digital de objetivo único con enfoque automático y sensor de imagen CCD de 37,5 megapíxeles en 30x45 mm Leica Proformat marcó nuevos estándares para las cámaras profesionales de formato medio. Bajo petición, se puede incorporar también a los objetivos Leica S un obturador central desarrollado y fabricado por Leica Camera AG. Esta opción alternativa ofrece a los fotógrafos mayor flexibilidad a la hora de disparar con sistemas de flash profesionales. Todos los componentes del Sistema S están eficazmente protegidos contra el polvo, la humedad y las salpicaduras de agua. Ningún otro sistema ofrece una protección tan completa para la cámara y toda la gama de objetivos.

 

2006

Respeto

La Leica M8 es el primer modelo M digital

La Leica M8, el primer modelo M digital, incluía un sensor de imagen CCD de bajo ruido de 10,3 megapíxeles. Todas los objetivos Leica M podrían acoplarse a la cámara, siempre que no se metieran demasiado en el cuerpo. El visor mostraba cuadros de luz para seis distancias focales: 24 y 35 mm, 28 y 90 mm y 50 y 70 mm.

Con un tamaño de 18x27 mm, el sensor de la Leica M8 era más pequeño que el formato habitual de 35 mm, lo que hacía que los objetivos Leica capturasen imágenes con menor campo. La diferencia se expresa en lo que se denomina "factor de recorte", que era de 1,33 en el caso de la Leica M8.

 

1996

Dos en uno

La Leica R8 aúna la fotografía digital y analógica

La cámara réflex de objetivo único controlada por microprocesador diseñada y construida en Solms ofrecía tres métodos diferentes de medición de exposición: puntual, con prioridad al centro y multisegmento. En 2004, el respaldo digital DMR (Digital Module R) extraíble hizo posible transformar las cámaras de película Leica R8 y R9 en SLR digitales. Ninguna otra cámara SLR de 35 mm ofrecía un sistema híbrido así en ningún lugar del mundo.

 

1996

La S es seria

La S1: la primera cámara digital de Leica

La primera cámara digital de Leica era una cámara de barrido con una resolución de imagen de 5140 x 5140 píxeles. Debido a los tiempos de barrido relativamente largos, la cámara se concibió para hacer reproducciones de una calidad especialmente alta en archivos o museos o estudios de fotografía de bodegón. La S1 podía usarse con los objetivos Leica R y M y permitía que se acoplaran objetivos de otro tipo mediante adaptadores.

 

1984

El regreso del año

El Leica M6 devuelve el sistema telemétrico a la vida

La primera integración con éxito del sistema de medición de exposición TTL y una pantalla de visor LED en el cuerpo de una cámara clásica Leica M. La cámara proclamó el renacimiento del sistema telemétrico Leica en un mercado dominado por las cámaras réflex de objetivo único.

 

1968

La revolución del 68

La Leicaflex SL causa sensación en todo el mundo

Este modelo fue la primera cámara réflex de objetivo único del mundo en contar con una zona de microprisma definida para detectar, a través del objetivo, la medición de exposición mostrada en el visor; para objetivos micro y macro estándar y telefotografía.

 

1954

Maravilla empieza por M

La Leica M3 es el máximo exponente del Sistema M incluso hoy en día

La fabricación de una cámara totalmente nueva incluyó un ocular/telémetro de marco luminoso combinado con una compensación de paralaje automática, además de un marco luminoso que se muestra automáticamente para el área cubierta por los objetivos de 50, 90 y 135 mm, un montaje de bayoneta para objetivos intercambiables y una esfera no giratoria para la velocidad de obturación con topes de trinquetes. También estaba disponible, como accesorio opcional, un medidor de exposición que podía incorporarse a la zapata y acoplarse a la esfera de velocidad de obturación. El rebobinado de la película también se tornó más sencillo al remplazar la perilla de rebobinado con una palanca. La Leica M3 es el modelo de referencia de todas las cámaras Leica M3 fabricadas hasta la fecha.

 

1932

Mejor si se mide

La Leica II con telémetro integrado

Oskar Barnack dio un paso decisivo al integrar un telémetro unido a objetivos intercambiables atornillados en el cuerpo de la cámara. El principio de esta característica de la cámara Leica se mantuvo para todas las cámaras atornilladas con telémetro integrado hasta 1957. En aquel momento, había disponibles siete objetivos intercambiables diseñados por Max Berek para el sistema Leica.

 

1925

Una serie de éxito

La Leica I se presenta al público

La versión depurada y mejorada de la cámara de Barnack se pasó a producir en serie bajo el nombre de Leica (Leitz Camera) y se presentó al público en marzo de 1925, en la Leipzig Spring Fair. La cámara contaba con un objetivo Leitz Anastigmat 50 mm f/3.5 no intercambiable diseñado por Max Berek con un montaje extraíble. Poco después, el objetivo recibió el nombre de Elmax (Ernst Leitz, Max Berek). En el mismo año, Berek utilizó un nuevo cristal en su diseño para el Elmax 50 mm f/3.5, un objetivo que estaba llamado a ser tan famoso en todo el mundo como la propia cámara Leica.

 

1914

El big bang

Oskar Barnack inventa la Ur-Leica

La fabricación del primer prototipo completamente funcional de una nueva y revolucionaria cámara fotográfica para películas perforadas de 35 mm la llevó a cabo Oskar Barnack en marzo de 1914.

El cuerpo de la cámara era entero de metal, y tenía un objetivo plegable y un obturador de plano focal que, en aquel tiempo, no tenía cortinas solapadas. La tapa, que se fijaba al objetivo mediante un tornillo, colgaba de este cuando se enrollaba la película para evitar que entrara la luz. La Ur-Leica fue la primera cámara que incorporó el bobinado de la película acoplado y la tensión del obturador. La cámara ocupó su lugar como hito en la historia de la fotografía bajo el nombre de "Ur-Leica".

Arriba